06/05/2020 - www.TrebujenaDigital.es

La inversión de 500.000 euros, realizada por el Consorcio de Aguas en la Zona Gaditana, duplica la capacidad del municipio, que podría disponer de 48 horas de suministro en caso de averías o causas de fuerza mayor.

El Ayuntamiento de Trebujena ha estrenado esta semana un nuevo depósito de abastecimiento general de agua en la localidad. La puesta en marcha de este segundo depósito tuvo lugar este martes, cuando se cortó el suministro de agua potable durante la madrugada desde las 00:00 horas, evitando así las posibles molestias para la ciudadanía.

El depósito es fruto de la inversión de 500.000 euros del Consorcio de Aguas de Zona Gaditana, cuyo presidente es el regidor de Sanlúcar, Víctor Mora, y su vicepresidente el propio alcalde de Trebujena, Jorge David Rodríguez Pérez. “Teníamos hasta el momento garantizado el suministro de agua durante 24 horas ante cualquier emergencia, mientras que ahora duplicamos la capacidad y ante una situación de fuerza mayor, tendríamos suministro durante 48 horas”, ha asegurado el regidor de Trebujena. El depósito, que se suma al que ya funcionaba con anterioridad en el municipio, permitirá incrementar la capacidad en 1.100 metros cúbicos, duplicando las reservas del municipio, cuyo total asciende ahora a 1.800 metros cúbicos.

 

La obra, adjudicada a finales de 2018 y firmada en febrero de 2019 con un presupuesto de 505.177,42 euros, cumple con una demanda histórica de la localidad, ya que el depósito que se ha estrenado fue construido inicialmente en los años 80 pero nunca llegó a ponerse en marcha por filtraciones que ponían en riesgo la estabilidad de la estructura.

En su construcción se han aplicado nuevas técnicas de impermeabilización basadas en el empleo de láminas rígidas de estructura tridimensional de polietileno alimentario. Estas láminas permiten una impermeabilización modular con un montaje que asegura la estanqueidad a través de soldadura térmica tanto en pilares como en los paramentos horizontales y verticales a través de perfiles del mismo material, permitiendo hacer un ensayo de estanqueidad en vacío.

La técnica de su construcción, pionera en Andalucía al haberse utilizado solo en la industria por sus altos costes de inversión, permite mantener secos los paramentos del depósito prefabricado, evitando que se degrade por el contacto con el agua potable.